Cuando era VITAL obtener información en tiempo real de contagiados y EVITAR QUE LOS MIEMBROS DE COLECTIVOS EN PRIMERA LÍNEA DE GUERRA CONTRA ESTE VIRUS FUÉRAMOS A «PROBAR SUERTE» A UNA SANIDAD YA DE POR SÍ, COLAPSADA, nuestros responsables priorizaron la búsqueda de resutados negativos entre Compañeros que finalizaban su período de baja/cuarentena, con DESASTROSO RESULTADO de casi el 13%.

Ahora que lo que interesa es conocer el grado de contagio global (posible inmunidad) y así tener una herramienta valiosísima en la gestión óptima de RRHH que todavía no se han dignado a emprender, tratan de bajar ese 13% a toda costa, a base, como determinado sindicato se ha encargado de transmitir en nombre del ayuntamiento, de repetir pruebas hasta que salgan «negativo». PORQUE PARECE SER QUE LAS PRIORIDADES SON LAS ESTADÍSTICAS convenientemente filtradas a determinados periodistas Y NO NUESTRA SALUD.

Lamentablemente, nuestros responsables de gestión, no están quedando a la altura, por ejemplo, de nuestro Alcalde en cuanto a proactividad, trabajo, diálogo y compromiso con la salud, un cuello de botella que en UPM trabajamos por enmendar con escritos dentro del tráfico jurídico, como el de hoy, en el que EXIGIMOS pruebas de SEROLOGÍA para todos los trabajadores, para garantizar la salud y el magnífico nivel de servicio que seguimos demostrando como POLICÍAS MUNICIPALES.

Seguimos trabajando e informando

UPM. Cumplimos.